¡Feliz 2013!


Queridos todos,

Va esta rolita para desearles un hermosísimo 2013. Gracias por haberme acompañado durante este año. Gracias por haberme apapachado y mimado. Gracias por haberme leído y escuchado. Gracias por haberme hecho compañía. Gracias por las complicidades. Gracias por haberme regalado palabras y abrazos.

Que el 2013 sea un año de solidaridades y creatividad, de proyectos y aventuras compartidas. Que se termine la atroz violencia en que está sumido este México nuestro que tanto amamos. Que nuestros ausentes estén siempre con nosotros. Que podamos dialogar. Que podamos construir juntos un país más justo, más generoso, más equitativo, mas solidario.


Hay mucho que hacer. Como dice la canción "Yo vengo a ofrecer mi corazón".
And last but not least: "Que todas las noches sean noches de boda. Que todas las lunas sean lunas de miel".
Los quiero mucho. ¡Feliz 2013!



Programa 133. Especial de navidad

Gracias a la vida. ¿Qué mejor frase para celebrar estas fiestas? Y gracias a todos ustedes, queridos amigos de En busca del cuento perdido, por acompañarme cada lunes. Que la vida siga siendo generosa con todos nosotros y nos permita seguir compartiendo sonrisas, palabras, cariño y solidaridades. ¡Felices fiestas, queridos!
Gracias a la vida, de Violeta Parra, por Mercedes Sosa
Y para escuchar este lunes les proponemos una selección de temas que han formado parte del programa. ¡Que la disfruten!
Fussible, Ventilador
Gato Barbieri, She is Michelle
Lorena Mackenitt, Bonny Portmore
Sufjan Stevens, Casimir Pulasky Day
Pink Floyd, Wish you were here
¡No olviden suscribirse al podcast!
http://enbuscadelcuento.blogspot.com

Viernes de poesía con el genial Oliverio Girondo




¿Dónde? 

¿Me extravié en la fiebre?
¿Detrás de las sonrisas?
¿Entre los alfileres?
¿En la duda?
¿En el rezo?
¿En medio de la herrumbre?
¿Asomado a la angustia,
al engaño,
a lo verde?...
No estaba junto al llanto,
junto a lo despiadado,
por encima del asco,
adherido a la ausencia,
mezclado a la ceniza,
al horror,
al delirio.
No estaba con mi sombra,
no estaba con mis gestos,
más allá de las normas,
más allá del misterio,
en el fondo del sueño,
del eco,
del olvido.
No estaba.
¡Estoy seguro!
No estaba.




Cansancio

Cansado.
¡Sí!
Cansado
de usar un solo bazo,
dos labios,
veinte dedos,
no sé cuántas palabras,
no sé cuántos recuerdos,
grisáceos,
fragmentarios.

Cansado,
muy cansado
de este frío esqueleto,
tan púdico,
tan casto,
que cuando se desnude
no sabré si es el mismo
que usé mientras vivía.

Cansado.
¡Sí!
Cansado
por carecer de antenas,
de un ojo en cada omóplato
y de una cola auténtica,
alegre,
desatada,
y no este rabo hipócrita,
degenerado,
enano.

Cansado,
sobre todo,
de estar siempre conmigo,
de hallarme cada día,
cuando termina el sueño,
allí, donde me encuentre,
con las mismas narices
y con las mismas piernas;
como si no deseara
esperar la rompiente con un cutis de playa,
ofrecer, al rocío, dos senos de magnolia,
acariciar la tierra con un vientre de oruga,
y vivir, unos meses, adentro de una piedra.




Recomendaciones de la semana




Hoy tenemos nuestra sección ¿Qué leer? Con tres propuestas muy interesantes:
Comenzamos con dos escritores mexicanos:


1. La primera recomendación del día es el libro Me llaman la tequilera, de Alma Velasco, y cuyo subtítulo es Lucha Reyes: la cantante que innovó la canción ranchera. Publicado en Suma de Letras por Santillana, Alma Velasco reconstruye en esta novela la intensa vida de Lucha Reyes. Con una gran documentación, datos y testimonios, no sólo traza rl retrato de la artista que inventó el género del mariachi tal y como lo conocemos hoy, sino que recreó a un personaje de carne y hueso: desde su infancia en la pobreza y orfandad y su debut en el mundo de las carpas hasta su impresionante éxito. 

2. Va la segunda recomendación: y para seguir con la literatura mexicana, me gustaría hablar de la novela más reciente de Guillermo Fadanelli, uno de los autores más interesantes del panorama literario de nuestro país. Se llama Mis mujeres muertas, y ganó el Premio Grijalbo de Novela 2012. Tal como lo dice la propia editorial “…es una novela sobre la melancolía y la soledad humana, enfrentadas por un hombre cuya ebriedad llegó a convertirlo en un experto en los estados del alma”.





3. El tercer libro que quiero recomendarles hoy es del genial escritor afgano Atiq Rahimi y se llama Maldito sea Dostoievski. En esta novela Rahimi se inspira en Crimen y castigo para construir una trama de violencia, culpa y remordimiento ubicada en Kabul. Vale la pena acercarse a las páginas de este autor, que tenemos en nuestra lengua gracias a la editorial Siruela.






Más sobre el programa de hoy, dedicado a Raúl Zurita, en: http://enbuscadelcuentoperdido.blogspot.com